Desparasitación en perros

Desparasitación en perros

Desparasitación en perros

Los parásitos consiguen llegar a nuestros perros sin ser vistos, en algunas ocasiones por su tamaño (parásitos externos), y en otras por tratarse de parásitos internos que no llegan a ser visibles.

Por ello, es muy importante conocer los síntomas que provocan en nuestras mascotas para poder detectarlos y, acudir a un veterinario que desparasite tu perro a tiempo. En este post te contamos todo lo que debes saber sobre la desparasitación en perros.

Los parásitos más comunes en perros suelen ser las garrapatas y las pulgas, o los gusanos internos. Todos ellos pueden afectar a distintas zonas del cuerpo y organismo de tu mascota, provocando una serie de síntomas característicos.

A su vez, la presencia de estos parásitos en tu mascota, pueden provocarle problemas derivados como el desarrollo de enfermedades, reducción del buen funcionamiento de los órganos afectados, e incluso, en casos con complicaciones, la muerte del animal.

Síntomas de un perro con parásitos externos

Los parásitos externos son aquellos que viven y se desarrollan en el exterior del cuerpo del perro, ya sea sobre la piel o en el pelo. Las pulgas y las garrapatas son los más comunes, y pueden afectar a cualquier raza de perro y a cualquier edad.

Además, este tipo de parásitos ocasionará a tu mascota una serie de síntomas muy característicos que podrás reconocer con facilidad. Estos son algunos de ellos:

➡️ Se lame o rasca con mucha frecuencia

➡️ Piel irritada

➡️ Anemia: estos parásitos se alimentan de la sangre del animal

➡️ Cansancio: derivado de la anemia

En cualquier caso, este tipo de parásitos normalmente son visibles, por lo que puedes confirmar el diagnóstico de tu mascota.

Para evitar este tipo de problemas en tu perro, desde Clínica Veterinaria Guadarrama te recordamos que es muy importante que tu mascota lleve siempre el collar antiparasitario u otro tipo de método de prevención.

Síntomas de un perro con parásitos internos

En el caso de los parásitos internos, se trata de organismos pequeños que viven en el interior del cuerpo del animal, especialmente en órganos como el intestino o los pulmones. Concretamente, las lombrices o los gusanos son los endoparásitos más comunes en perros.

Este tipo de parásitos provocan en unos síntomas característicos que pueden variar en función de la raza y edad del perro, aunque por lo general suelen provocar:

➡️ Diarrea

➡️ Vómitos

➡️Pérdida de peso

➡️ Anemia

➡️Alteraciones visibles en las heces: motas blancas (gusanos)

➡️ Inflamación del vientre

En este caso, no vale con utilizar métodos de prevención como en el caso de los parásitos externos, sino que se tendrá que realizar en el animal un tratamiento profiláctico.

Desparasitación interna

El método más común para desparasitar a un perro infectado por parásitos internos es la pastilla antiparasitaria. Este medicamento suele administrarse cada 2 meses, o lo que es lo mismo, 6 veces al año. Además, este tratamiento también se puede aplicar inyectándolo.

En el caso de que detectes en tu perro algunos de los síntomas que provocan los parásitos internos, te recomendamos que acudas rápidamente a tu veterinario, para que pueda examinar el estado de salud del animal y administrarle un tratamiento que termine con el problema.

Es muy importante acudir a tiempo a un especialista, puesto que este tipo de parásitos puede desencadenar consecuencias muy graves en tu mascota.

Desparasitación externa

La pastilla de desparasitación ataca y elimina a las pulgas y garrapatas que entren en contacto con el animal. Este medicamento es absorbido por el aparato digestivo, que los lleva hasta el torrente sanguíneo, pasando posteriormente por los tejidos del perro donde se encuentran los parásitos, y eliminándolos al beber su sangre.

Además, otros métodos de prevención como la pipeta, el spray o el collar antiparasitario actúan de la misma manera que la pastilla de desparasitación, eliminando las pulgas y garrapatas que entran en contacto con el perro. La única diferencia entre ellos es la vía de absorción, que el lugar de ser oral es transdérmica.

Cómo quitar una garrapata a tu mascota

Quitar una garrapata a tu mascota no es una tarea fácil, puesto que no vale con sacudirla con la mano al estar enganchada en la piel del animal.

Para ello, te recomendamos que cojas unas pinzas finas, agarrar con ellas la garrapata, y tirar hacia arriba despacio, sin dar tirones ni girar las pinzas. Seguir este procedimiento es muy importante, puesto que, si se rompe la garrapata, te resultará mucho más complicado terminar de quitarla.

También es muy importante no presionar el cuerpo de la garrapata, debido a que, puedes llegar a introducir los fluidos del parásito en tu perro, y contagiarle alguna enfermedad grave.

 

En nuestra Clínica Veterinaria Guadarrama contamos con profesionales que pueden asesorarte sobre la desparasitación de tu mascota. Contacta ahora con nosotros para más información, y mantén a tu perro protegido de los parásitos.

 

Estas son las enfermedades más comunes en gatos

Estas son las enfermedades más comunes en gatos

Los gatos están presentes en muchos hogares y son, junto con los perros, uno de los animales de compañía favoritos. Pero hay que saber que nuestras mascotas, al igual que las personas, también se enfrentan a numerosas y diversas enfermedades.

Los gatos son animales muy especiales que, en numerosas ocasiones, tienden a esconder los síntomas clínicos de la enfermedad, por lo que debemos estar atentos a cualquier cambio en nuestra mascota.

Top 10 enfermedades más comunes en gatos

Desde Veterinaria Guadarrama queremos transmitiros cuáles son las enfermedades más comunes para que cuides de tu gato lo mejor posible. Las más repetidas en los gatos son:

Rabia

Se conoce como la rabia a un virus que se transmite a través de la mordedura de un animal infectado, por lo que se considera muy importante que tu mascota esté vacunada, debido a que también puede afectar a humanos. Por ello, es obligatoria en la mayor parte de España.

Virus de la inmunodeficiencia felina

Esta enfermedad afecta principalmente a gatos adultos que no están esterilizados, aunque también cabe la posibilidad de que nazca con el virus. Puede llegar a ser letal, y también se transmite por mordedura de un animal infectado.

Alguno de sus síntomas son infección bucal o intestinal, patología respiratoria o pérdida de peso, entre otros.

Virus de la leucemia felina

El virus de la leucemia felina es considerado una alteración vírica que, concretamente en este caso, puede producir algún tipo de cáncer que se transmite entre ellos por contacto de fluidos corporales.

Síntomas como la somnolencia, la anemia, los tumores o la falta de apetito son característicos de esta enfermedad.

Perionitis

La perionitis es una enfermedad infecciosa que puede presentar síntomas muy diversos según el felino, aunque lo más habitual es que aparezca fiebre o que aumente el abdomen por la acumulación de líquido.

Es una enfermedad mortal de la que no existe tratamiento, aunque a pesar de ello existe una vacuna que no ofrece una protección completa.

Cistitis

La cistitis es una infección de orina que suele aparecer en gatos de mayor edad, debido a que el sistema urinario del gato se vuelve más débil y problemático. Los minerales obstruyen el conducto urinario y generan a nuestra mascota dolor al orinar.

Además, también presenta otros síntomas como: mayor ingesta de agua por sed, ausencia de micción, lamido en la zona urinaria o vómitos.

Alergias

Las alergias son una de las enfermedades más comunes en las mascotas. Hay muchos tipos y muy variadas, como por ejemplo a plantas, hongos, perfumes, picaduras de insectos, productos etc.

Si tu gato presenta vómitos, diarrea, tos, estornudos, caída de pelo en zonas concretas o picor en nariz u ojos, probablemente se trate de algún tipo de alergia.

Conjuntivitis

La conjuntivitis, como en los humanos, se produce por una inflamación de la mucosa del ojo que, si no se trata a tiempo, puede derivar en la pérdida de visión de nuestra mascota.

Esta enfermedad se puede dar en gatos de cualquier edad, y presenta síntomas como exceso de legañas o lagrimeo constante del ojo, así como cierta opacidad en parte de la córnea.

Otitis

Esta enfermedad se produce por la inflamación del conducto auditivo, que puede causar dolor intenso y puede, a largo plazo, provocar la perdida de la audición.

Notarás que tu gato se rascará continuamente, además de que presentará parásitos como ácaros, hongos o bacterias, que son los principales causantes de esta enfermedad en gatos.

Problemas gastrointestinales

Este tipo de enfermedades suelen aparecer a raíz de la ingesta de un alimento en mal estado, por la presencia de una infección bacteriana, o por la presencia de parásitos o virus.

Síntomas como diarrea, vómitos, pérdida de apetito, dolor abdominal o una sensación de debilidad generalizada en el animal, suelen ser los más comunes en las enfermedades gastrointestinales.

Panleucopenia felina

La panleucopenia felina es una enfermedad que puede resultar mortal, aunque si cuenta con una vacuna específica contra la misma.

La fiebre, la hipotermia, los vómitos, la diarrea, la anorexia, la debilidad o la deshidratación, son síntomas característicos de esta enfermedad, que suele tratarse con hidratación intravenosa y con antibióticos.

 

Como puedes comprobar son muchas las enfermedades que pueden afectar a tu mascota, por ello, aunque el gato viva en casa y tenga pocas probabilidades de cruzarse con otros animales, es importante que cumplas con todas las revisiones y que se siga la pauta de vacunaciones.

Si quieres tener más información, no dudes en contactar con nosotros. Desde Veterinario Guadarrama estamos encantados de atenderte y ofrecerte el mejor servicio para que cuides de tu mascota y garantizar su bienestar.

¿Cuándo tengo que llevar a mi perro al veterinario?

¿Cuándo tengo que llevar a mi perro al veterinario?

Si tienes una mascota, seguro que te has preguntad alguna vez cada cuánto o cuándo tengo que llevar a mi perro al veterinario, ante qué síntomas debo actuar llevándolo a la clínica y cuántas revisiones debo hacerle. Pues bien, desde la Clínica Veterinaria Guadarrama hemos elaborado este artículo para darte unos consejos sobre cuándo realizar estas visitas a la clínica.

La frecuencia de las visitas al veterinario por parte de tu mascota depende de la salud y de la situación en la que se encuentre el animal. Pero podemos decir, de forma generalizada, que es necesario o más bien recomendable que tu fiel amigo acuda una vez al año al centro para revisar que la salud de este está en buenas condiciones. Esta recomendación es principalmente para aquellos que no tienen ningún problema de salud y aparentemente están bien.

Otro de los factores que es determinante para llevar a veterinario a tu mascota es la etapa de vida en la que se encuentre el animal ya que no es lo mismo cuando se encuentren en los primeros meses de vida que en la vejez.

Síntomas para acudir

En muchas ocasiones no sabemos cuándo es el momento de llevar a nuestro perro al veterinario porque desconocemos la gravedad de los síntomas. Por ello, queremos comunicaros algunos de los síntomas por los que acudir a la clínica veterinaria con vuestra mascota:

–       Uno de los indicadores para llevar tu mascota al veterinario es si presenta problemas respiratorios. Esto puede percibirse al ver una respiración distinta a la habitual en el animal y puede causarle la falta de oxígeno derivando en problemas mayores.

–       Si tu mascota sigue la misma rutina de alimentación y ejercicio, pero ves que esta bajando de peso debes llevarlo al centro para que lo revisen y comprobar su estado de salud.

–       Otro de los síntomas puede ser la pérdida de equilibrio y estabilidad que provoca que camine de lado a lado y tambaleándose.

–       Cuando la temperatura corporal del perro supere los 38,5 grados de forma repentina puede producirse por alguna infección.

–       Y, por último, si encuentras restos de sangre en la orina, heces o vómitos.

Causas por envenenamiento

Por otro lado, es conveniente recalcar y detallas cuáles son los motivos comunes por los que suelen acudir al veterinario para que tus conocimientos aumenten y puedas detectar diversos problemas en su salud para lograr prevenir males mayores.

Uno de los motivos de visita al veterinario más habituales suele ser causado por el envenenamiento. Estos animales suelen ser muy curiosos por lo que huelen y prueban cualquier cosa que se encuentren, por eso en ocasiones sufren envenenamiento.

Las formas en la que un perro puede intoxicarse pueden ser a través de vía oral, inhalación de sustancias tóxicas o también a través de la piel al entrar en contacto con estas.

También es conveniente recalcar que hay que tener cuidado con los siguientes factores ya que es habitual que se intoxique con ellos:

–       Artículos de limpieza como detergente y productos como la pintura

–       Fármacos para personas

–       Alimentos para humanos

–       Alcohol

–       Tabaco

–       Insecticidas, fertilizantes y todos los productos relacionados

–       Plantas y animales venenosos

Beneficios de las revisiones

Como hemos recalcado en varias ocasiones anteriormente, las visitas al veterinario por parte de tu mascota son muy importantes para que mantenga un buen estado de salud y poder prevenir algunos males.

Por ello, desde Guadarrama, queremos ofrecerles algunos de los beneficios que conseguirás en tu mascota con las revisiones:

–       Prevenir enfermedades

–       Cumplir con el calendario de vacunación del perro

–       Baños para cuidar la higiene, así como desparasitarlo

–       En definitiva, mantener el buen estado de la salud del animal para garantizar su bienestar

Si tienes alguna duda sobre cada cuánto debe acudir tu mascota al veterinario y sobre algunos síntomas que esta padezca o quieres más información sobre esto, no dudes en ponerte en contacto con nosotros para resolver tus dudas.

En la Clínica Veterinaria Guadarrama contamos con más de 35 años de experiencia cuidando la salud de vuestras mascotas. Trabajamos día a día para mejorar y garantizarle un servicio de calidad. Nuestro equipo está en constante formación y disponen de los conocimientos y medios técnicos para ofrecerte lo mejor para tu mascota.

Consejos para evitar el estrés en tu mascota al acudir al veterinario

Consejos para evitar el estrés en tu mascota al acudir al veterinario

Acudir al veterinario para algunas de nuestras mascotas es una misión, en ocasiones, imposible. Si tienes una mascota a la que le genera estrés y nerviosismo, este artículo es para ti. Desde la Clínica Veterinaria Guadarrama queremos trasladaros algunos consejos y recomendaciones para que las visitas al veterinario sean más amenas y no una lucha con tu mascota.

En este caso, las recomendaciones que vamos a realizar se van a centrar en perros y gatos. A continuación, veremos los consejos para relajar a tu mascota ya que tarde o temprano la visita al veterinario se va a llevar a cabo y qué mejor forma de evitar experiencias negativas para ellos y convertir esta ‘fobia’ es una situación más tranquila y menos traumática.

Consejos para perros

Como hemos recalcado anteriormente, la fobia para acudir al veterinario es bastante habitual en los perros. Puede llegar a provocar que los perros ladren, gruñan o se escondan en la consulta.

Por ello, para tratar de mitigar estos efectos causados en tu mascota, podemos llevar a cabo una serie de ejercicios:

  • Realizar visitas cortas al veterinario simplemente para saludar para que tu mascota no asocie el espacio con algo negativo y cuando este allí premiarlo con alguna golosina.
  • Que el trayecto hasta la clínica sea agradable para favorecer la tranquilidad del animal y que cuando llegue esté más relajado
  • Acariciarlo y tocarlo de la forma que podría hacerlo un veterinario para que cuando acuda a la clínica esté más acostumbrado a ese tipo de trato.
  • Hacer ejercicio con tu mascota: da un paseo con ella para que llegue a la consulta más relajada y tranquila.
  • Otra opción puede ser contratar un veterinario a domicilio

Consejos para gatos

En el caso de los gatos, la situación es parecida a los perros, pero suele ser una tarea más tediosa con los gatos. Por lo que desde Guadarrama te recomendamos:

  • Acostumbrar a tu mascota a introducirse en un trasportín para viajar. Es bueno que lo dejes en casa de forma visible para que el gato no lo asocie con experiencias negativas y se acostumbre a este.

Puedes introducir alguna golosina o comida para que vaya ganando confianza y de este modo, cuando lo utilices para transportarlo en la calle estará más seguro y evitarás problemas a la hora de montarlo.

  • Que el trasportín permanezca cerrado durante todo el viaje para que no perciba información visual, olores y ruidos. Para ello lo cubriremos con una sábana o toalla la caja para impedir su visión.
  • Cuando vuelvas a casa, abre el trasportín y espera a que el animal salga por si solo, no le obligues a salir y le fuerces.
  • Acostumbra a la mascota a las caricias y a que le toquen para que cuando lo manipule el especialista no se estrese y se sienta cómodo.

Otras recomendaciones

Todas las recomendaciones que hemos descrito anteriormente son muy importantes que la persona con mascota las tenga en cuenta para mejorar el bienestar de este y evitar en ellas situaciones de estrés y malestar.

Las visitas al veterinario deben ser frecuentes para evitar problemas mayores y es por eso por lo que habituarlo le ayudará a que actúe de una forma más tranquila. Estas son algunas de las razones por las que debes llevar tu mascota al veterinario de forma frecuente:

  • Chequeo médico para asegurarte de que todo está bien
  • Controlar el peso de tu mascota
  • Prevenir enfermedades
  • Garantizar que el carné de vacunación está correcto y la mascota ha recibido las dosis necesarias

No debemos esperar a que nuestro compañero se ponga enfermo para llevarlo al médico. En ocasiones, hay diversas situaciones que pueden evitarse si lo hubiéramos llevado a realizarse chequeos de forma frecuente para comprobar que todo está en orden. Por ello, es recomendable que realices visitas frecuentes a su clínica, de esta forma, además de tener un mayor control sobre la salud de tu mascota, podrás acostumbrarlo y reducir su miedo y estrés.

Estas son solo algunas de las recomendaciones que os hemos transmitido. Si quieres más información sobre este tema o tiene alguna duda, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Desde Clínica Veterinaria Guadarrama estamos encantados de atenderte y ofrecerte el mejor servicio para que cuides de tu mascota y garantizar su bienestar.

Cuidados para tu perro en verano

Cuidados para tu perro en verano

Llega el verano y con ello las temperaturas aumentan. De la misma forma que nosotros nos cuidamos más en este periodo climático, también debemos realizar cuidados para nuestro perro o mascota.

El calor puede llegar a provocar cierto malestar y hay que hidratarse constantemente. En algunas ciudades el calor está más presente que en otras y a determinadas horas del día en las que el sol está en su máximo esplendor se hace imposible pisar la calle.

Uno de los mayores peligros que acontecen en esta etapa son los conocidos golpes de calor. Esto sucede cuando la temperatura corporal del animal aumenta de una forma muy brusca y el organismo no puede compensarla.

Algunos de los síntomas que provoca el golpe de calor es que la temperatura corporal supere los 42 grados, jadeo excesivo y respiración acelerada. Otros síntomas pueden ser: pérdida del equilibrio y la conciencia, convulsiones, vómitos y diarrea, entre otras.

Por todo ello, desde Clínica Veterinaria Guadarrama os vamos a trasladar algunas recomendaciones y consejos para hacerle más ameno el verano a tu mascota para que cuides de ella y evites riesgos innecesarios.

Recomendaciones

Cuando son días de mucho calor es conveniente que estés más atento a los puntos que vamos a detallar a continuación para garantizar el bienestar de tu mascota:

  • Hidratación: mantener a tu mascota siempre hidratada es muy importante. Debe tener agua fresca y limpia durante todo el día. Puedes añadir cubitos de hielo en su bebedero para que se mantenga fría durante más tiempo.

También puedes utilizar el ventilador para bajar la temperatura de la casa y debes mojarle la cabeza y tronco sobre todo cuando lo saques a pasear.

  • La alimentación es otro de los aspectos claves en el cuidado de tu mascota. Reparte las raciones a lo largo del día y evita sacarlo a pasear justo después de la comida. Las mejores horas para que el animal ingiera alimentos son las que no haga un calor excesivo.
  • En verano la aparición de parásitos y mosquitos crece de una forma notable. Por ello, es conveniente que lo protejas con una pipeta mensual, además de estar al día y cumplir con el calendario de vacunación. Es recomendable también utilizar el collar antipulgas y cepillarlo 2 o 3 veces por semanas. Y, por otro lado, bañarlo al menos una vez al mes con productos especiales para evitar que tenga parásitos.

Más consejos para cuidados de tu perro

Además de estas tres recomendaciones que hemos descrito anteriormente, vamos a hacer un repaso sobre estas y otros consejos que es muy importante que anotéis y lo llevéis a cabo:

  • No lo expongas al sol, evita las horas donde el sol está más radiante y no hagas que haga más esfuerzo de la cuenta. Protege su piel y sus patas
  • Mantén a tu mascota hidratada
  • Cuida de su alimentación
  • Conoce los síntomas del golpe de calor para poder evitar y prevenir que tu mascota sufra de este

Parásitos en verano

Como hemos señalado, el verano es una época donde más parásitos atacan a nuestras mascotas. Es por lo que debemos tener un cuidado especial y mantenerlos desparasitados y limpios.

Los parásitos más comunes en estas fechas son:

  • Pulgas: son un riesgo para animales y personas ya que son trasmisores de los Cestodos. Son muy difíciles de eliminar
  • Garrapatas: suelen aparecer más en los años que ha llovido mucho. Es muy importante mantener una buena higiene para prevenirlas. En los seres humanos pueden ocasionar enfermedades muy graves
  • Ascáridos: es una especie de gusano que se encuentra en el intestino. Aparecen frecuentemente en los cachorros ocasionando problemas digestivos

Otros de los parásitos que podemos encontrar en esta fecha son los gusanos de corazón, cestodos, leishmania, entre otros… Por lo que el cuidado de nuestra mascota debe aumentar en este periodo para evitar problemas mayores por el contagio de alguno de estos parásitos que, en ocasiones, puede llegar a ser muy peligroso para la salud.

Si quieres más información sobre cómo cuidar de tu mascota en verano o algunas recomendaciones para un mejor cuidado, no dudes en contactar con nosotros. Desde la Clínica Veterinaria Guadarrama estamos encantados de atenderte para ofrecerte lo mejor a nivel profesional.

Estas son las enfermedades más comunes en los perros

Estas son las enfermedades más comunes en los perros

Existen numerosas enfermedades que afectan a los perros. Desde Veterinaria Guadarrama queremos transmitiros cuáles son las más comunes para que cuides de tu mascota lo mejor posible.

De esta manera, podrás saber cuáles son los síntomas y prevenir a tu perro de cualquier problema de salud. Además, es muy importante que cumpla con el calendario de vacunación para poder evitar alguna de las enfermedades.

Dentro de las enfermedades, hay diversas tipologías. Podemos hablar de enfermedades parasitarias, víricas, hereditarias, neurológicas, bacterianas, entre otras.

Enfermedades parasitarias

Las enfermedades parasitarias son muy comunes en los perros y pueden ser internos o externos, dependiendo de dónde se aloje el parásito.

En el terreno de los parásitos externos todos hemos escuchado hablar alguna vez de las conocidas pulgas, son muy pequeñas y afectan mayoritariamente a los perros. Se transmiten de forma rápida y fácil y se pueden observar en la piel de este.

Cabe mencionar también a las garrapatas, estas son muy peligrosas ya que portan numerosas enfermedades, pueden llegar a ocasionar un efecto paralizante en el animal. Provocan bastante picor e irritación en la piel, aun así, no debemos retirarla estirando porque podemos ocasionar daños. Lo mejor es que consultes con tu veterinario.

También son habituales la mosca del establo, los ácaros de la sarna, leishmaniosis y la toxoplasmosis.

En cuanto a los parásitos internos encontramos las tenias que son gusanos que se encuentran en el intestino del animal y se alimentan de la comida que ingiere. Suelen aparecer debido a la ingesta o contacto de carnes crudas y heces contaminadas. Y, por último, existen diferentes tipos de gusanos que son visibles en las heces y afectan de diversa forma.

Enfermedades víricas

Las enfermedades víricas son causadas por el contagio de un virus. Algunas de ellas aparecen cuando el perro no ha sido vacunado por lo que en cierto modo pueden evitarse si cumplen con el calendario de vacunación.

Dentro de estas, podemos hablar del parvovirus que suele aparecer en cachorros y dura alrededor de 10 días. Puede llegar a ser mortal si no recibe el tratamiento correcto para combatirlo. Los síntomas más comunes son: fiebre, depresión y deshidratación.

Es por ello por lo que es muy importante y recomendamos que todos los cachorros reciban la vacuna contra el parvo lo antes posible, para evitar el contagio.

En el caso de la rabia, existe una vacuna que se administra cuando son cachorros. Es una enfermedad letal que se transfiere cuando son mordidos ya que es portado por la saliva o mucosas. Los síntomas para detectarla es una violencia extrema sin motivo alguno.

Y, por último, están la hepatitis y el moquillo. Ninguna tiene tratamiento, se le administra medicación para aliviar los síntomas, la última es muy contagiosa y como síntomas se encuentra la fiebre o la deshidratación.

Si deseas más información, no dudes en contactar con nosotros. Desde Veterinaria Guadarrama estamos encantados de atenderle.

Lo que debes saber sobre el celo en los gatos

Lo que debes saber sobre el celo en los gatos

Cuando hablamos del celo en los gatos nos referimos a ese periodo fértil del ciclo sexual de una gata. De este modo, durante esta etapa de celo la felina acepta tener relaciones sexuales con un gato con la posibilidad de quedarse embarazada.

El celo provoca cambios hormonales y en las energías del animal, ya que su objetivo se centra en encontrar a un felino con el que mantener estas relaciones sexuales. Cabe destacar que es una fase que puede generarle estrés y existe la posibilidad esterilizarla para evitar esta situación de celo, síntomas, prevenir embarazos y prevenir tumores mamarios. Esto lo debe consultar con su veterinario.

Por otra parte, es importante resaltar que esta fase se experimenta en las hembras y no en los machos. Los machos reaccionan a los estímulos de las hembras y si es un gato que está bien a nivel de salud se apareará con la hembra en cualquier momento.

Síntomas del celo

A continuación, le indicaremos cuáles son los síntomas más habituales en este periodo de celo para que le ofrezca al animal cuidados adecuados:

  • Pérdida del apetito
  • Maullidos más frecuentes e intensos
  • Roce y frotamientos con personas y objetos
  • Más mimosa y cariñosa de lo habitual
  • Inquietud
  • Se pondrán en posición de apareamiento o lordosis: estiran las patas arqueando la espalda y levantan la cola para que su zona genital quede a la vista
  • Hará orina en sitios no habituales e indeseados
  • Lamerá sus órganos sexuales que estarán más inflamados de lo normal
  • Secreción hormonal blanquecina

Como hemos hablado anteriormente de la posibilidad de esterilización, recalcamos que, entre los riesgos, uno de los más destacados es la formación de tumores. Este se produce en aquellas que no tienen relaciones sexuales o cuando no se fecunda el óvulo porque el cuerpo entra en un celo continuo.

¿Cuándo se ponen en celo por primera vez?

La primera vez que una gata tiene celo se estima que es entre los seis y doce meses de edad, cuando alcanza la pubertad. Sin embargo, esta estimación puede varias en función de distintas variables.

Por ejemplo, depende mucho del peso del animal ya que es raro que una gata que no supera los dos kilos y medio experimente su primer celo. Otra variable es la raza del animal ya que los de pelo corto suelen presenciar este periodo antes que los de pelo largo.

Fecha y duración del celo en los gatos

Lo cierto es que no existe una fecha establecida que se cumple a rajatabla sobre la fecha en la que los gatos están en celo. Sin embargo, existen factores que ayudan a determinar el momento de este periodo como puede ser el clima y las horas de luz solar.

De esta forma, podemos estimar dos periodos: uno que va desde final del invierno y comienzo de la primavera y otro que abarca el final del verano y el inicio del otoño.

En el caso de España, debido a los factores climatológicos del país solo hay un periodo de celo que se establece entre los meses de febrero y octubre. Pero como hemos dicho anteriormente, varia en función de diversos factores por lo que hay casos de gatos en celo en invierno, sobre todo para aquellos felinos que viven en el interior de un hogar.

Otras de las preguntas más habituales que rondan en las familias con gatos es ¿cuánto tiempo puede estar mi gato en celo? Puede llegar a la semana y media. A continuación, os lo vamos a explicar más detenidamente. El periodo de celo está formado por dos periodos.

  • Una fase de proestro que consiste en la emisión de más maullidos y una actitud más cariñosa por parte del animal. Suele durar de uno a tres días.
  • Una segunda fase conocida como estro que dura entre cuatro y seis días donde la gata se muestra receptiva a tener relaciones sexuales. Este tiempo puede variar en función del entorno (si hay machos y hembras en celo a su alrededor) y de aspectos climatológicos.

Es interesante hablar de que además de estas dos fases del periodo de celo, las gatas presentan otros dos periodos: anestro (inactividad ovárica hasta la siguiente estación y suele durar entre tres y cuatro meses) e interestro se llama así cuando el animal vive dos celos seguidos que duran unos 7 días.

¿Qué puedes hacer para calmar a tu gata?

  • Mantén el arenero limpio y no utilices amoniaco
  • Existen feromonas felinas sintéticas que pueden calmar al animal, pero solo debes dárselo si te lo ha recomendado tu veterinario
  • Utilización de manta eléctrica, bolsa de agua caliente, entre otras, para darle calor
  • Cepíllala y acaríciala para que perciba atención

Si tienes alguna duda sobre el celo en tu felino o alguna consulta sobre posibles soluciones puedes contactar con nosotros a través del siguiente formulario de contacto.

¿Qué vacunas necesitan los perros? | 2022

¿Qué vacunas necesitan los perros? | 2022

Dicen que los perros son el mejor amigo del hombre. De eso no tengo duda. No existe cariño más incondicional que el de nuestros queridos cuadrúpedos. Por eso mismo, si queremos seguir disfrutando de tanto amor y cariño tenemos que cuidar su salud.

Para eso es importante seguir un control de sus revisiones y chequeos. Por otro lado, es importante vacunar a los perros para evitar enfermedades que podrían costarles la vida, pero que si son vacunados no tendremos que temer.

Las vacunas para los perros son una medida de prevención. Si acabas de ampliar tu familia o es la primera vez que disfrutas de la compañía de un perro, vamos a contarte todo lo que necesitas saber sobre las vacunas que debe tener obligatoriamente en España para garantizar que su estado de salud es fuerte.

Vacunas obligatorias para perros en España 2022

Si resides en España debes saber que es necesario que tu perro tenga obligatoriamente la vacuna de la rabia. La rabia es una enfermedad que se transmite mediante el contacto con la saliva de un perro infectado, generalmente por un mordisco. La enfermedad ataca al sistema nervioso central. Los síntomas pueden aparecer entre las 2 y 24 semanas tras infectarse.

Consta de 3 fases que no necesariamente tienen que pasar por ellas:

La prodrómica, encefalitis aguda y la encefalitis rábica. Estas fases se pueden solapar.

La única forma de averiguar si el animal está infectado con la rabia a ciencia cierta es cuando, por desgracia, ya ha fallecido. Si tu perro saliva en exceso sin motivo aparente y muestra cambios en su comportamiento sin estar vacunado, puede estar infectado. Y es necesario avisar a las autoridades competentes.

Por otro lado, es recomendable que se le administre la vacuna para el:

El Parvovirus

es una enfermedad vírica muy infecciosa que se transmite a través del contacto directo de un perro sano con las heces de un perro infectado. Otra posibilidad es que una perra embarazada se infecte y los cachorros al nacer sufran esta enfermedad (infección vía intrauterina).

Cuánto más adultos son los perros, más resistentes son a esta enfermedad, pero del mismo modo, a más jóvenes más probabilidades de que no superen esta enfermedad (sobre todo, los cachorros).

También, depende de las características del perro y del estado de salud previo. Como se ha mencionado antes, esta enfermedad puede ser mortal.

Principales síntomas: generalmente afecta a los órganos digestivos, provocando así diarreas, con posibilidad de hemorragia; deshidratación, pérdida de peso, fiebre, y falta de apetito.

El Moquillo o distemper

Es otra enfermedad que se puede prevenir mediante una vacuna de prevención. Tiene una mortalidad mayor en los cachorros, y a grandes rasgos es similar al sarampión humano por la forma de contagio. Se contagia mediante la inhalación del virus y afecta principalmente a las mucosas, al aparato digestivo y a las células cerebrales del animal.

Principales síntomas: como si se tratase de un resfriado humano, los perros secretan mucosidades líquidas al comienzo, y luego van espesándose hasta presentar un aspecto viscoso y amarillento.

Además, produce inflamación en el cerebro y un exceso de salivación. Por otro lado, puede producir deshidratación por la diarrea. Es posible que también padezcan fiebre. Es necesario destacar que la sintomatología depende de la cepa del virus y de las características del animal.

Qué vacunas poner a los perros y cuándo

Como se ha dicho antes, aunque la única vacuna obligatoria es la de la rabia, si quieres garantizar la salud de tu querido amigo es importante prevenir que se infecte con el parvovirus y el moquillo, ya que son dos de las enfermedades más mortales del mundo canino.

El mejor momento para vacunarles es a las 5 o 6 semanas de vida para prevenirlos de estas enfermedades.

Es necesario desparasitar primero al can porque durante la gestación y el periodo de lactancia reciben parásitos de la madre mientras se desarrollan, y luego a través de la leche materna. No antes del destete.

Además, antes de poner la inyección, es necesario que el veterinario realice una exploración para detectar signos de infección en el animal.

En caso de estar infectado no puede recibir en ese momento la vacuna porque puede resultar en que la vacuna pierda efectividad o que, debido a la vacuna, empeore la infección ya que las vacunas lo que hacen es introducir en el organismo un recuerdo de estas enfermedades para que el sistema inmunológico lo reconozca en caso de infectarse y el organismo se proteja rápidamente.

Existen vacunas “3 en 1”, “4 en 1” o más, comúnmente se las conoce como la trivalente y polivalente (4 o más).

Te dejamos un calendario de vacunación para perros en el podrás saber a golpe de vista con cuántos meses se vacuna a un perro y qué vacunas hay que ponerles a los perros:

De este modo, a las 6 semanas, cuando aún son cachorros hay que ponerles la vacuna del parvovirus y la del moquillo.

Entre la octava y la duodécima semana se les puede administrar la vacuna polivalente que protege de parvovirus, del moquillo, de la hepatitis, la leptospirosis y de la parainfluenza.

La vacuna de la rabia no se administra en este caso porque hasta que el perro no tiene al menos 12 semanas de vida porque no es efectiva.

Por tanto, a las 16 semanas, se le puede administrar la vacuna contra la rabia de forma segura.

Para no someter a los perros a tantas vacunas durante el año, ya que hay que renovarlas, se suele poner la polivalente y luego la de la rabia.

Así, los años siguientes tan solo hay que poner la polivalente que además incluye la de la rabia.

Recuerda que si quieres pedir más información puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestra página de contacto.

Todo lo que tienes que saber sobre el celo en los perros

Todo lo que tienes que saber sobre el celo en los perros

El celo es el nombre que designa al momento en el que los perros hembra están receptivos a la monta por parte de un perro macho. En líneas generales significa que la perra ya puede tener cachorros. El celo es el momento en el que los perros buscan un compañero para reproducirse.

Durante el celo, el comportamiento de los perros varía y suele presentar una serie de síntomas por parte de las hembras.

La aparición del primer celo aparece dependiendo del tamaño del perro (o sea, depende de la raza del animal y de su tamaño).

¿Cuándo tiene celo un perro?

Como se mencionaba antes, las razas pequeñas de perros suelen tener el primer celo en torno a los 5 o 8 meses de edad. En cambio, las razas más grandes presentan el primer celo a los 11 u 12 meses de edad.

Ahora ya conociendo cuándo tiene celo un perro, es importante conocer cuanto tiempo les dura. Generalmente el celo ocurre 2 veces al año, más o menos, cada 6 meses. Si te preguntas cuánto dura el celo en perros, se podría decir que de 2 a 4 semanas. De media suelen ser unos 23 días.

A modo de recomendación, como veterinario, sería importante que tuvieses un registro de los celos de tu perro porque así puedes prever cuándo va a ocurrir, y si hay algún problema derivado del celo. Esto se debe a que el celo produce cambios físicos y hormonales en el organismo del animal.

Síntomas del celo en los perros

Los perros pueden presentar diferentes síntomas durante el celo, y primero hay que hacer una distinción entre si es macho o hembra porque no es lo mismo para los dos.

Celo en perro Hembra

El celo en los perros hembra es más complicado que en el de los machos, debido a que su cuerpo sufre una serie de cambios tanto físicos como hormonales que afectan directamente al comportamiento del animal.

Por eso mismo, hemos reunido los síntomas más comunes:

  1. Aumento de la zona genital: con una finalidad biológica, el tamaño de los genitales aumenta para hacer más fácil la labor de reproducción.
  2. Micción: en líneas generales, suelen orinarse sin querer, o soltar pequeñas gotas de orina y flujo.
  3. Sangrado: sobre todo en la primera mitad del celo, las hembras sangran más.
  4. Atracción a los machos: con el celo, las perras emiten feromonas a través de diferentes glándulas para atraer a los machos, por lo que puede ocasionar que el comportamiento de los machos cercanos a la hembra cambie. Se suelen producir escapes, tirones, comportamientos agresivos por parte de los machos, ya que sienten el celo.
  5. Comportamiento: debido a los cambios físicos y hormonales, el comportamiento cambia, aunque no en todos, ya que se pueden presentar más cariñosos y juguetones, pueden demandar más atención, o incluso puede que esté más cansada o triste, falta de apetito, etc.
  6. El ciclo del celo: el celo tiene 2 partes, en la primera de ellas, la hembra suele sangrar con más facilidad, y atraerá a los machos, pero su comportamiento es el de rechazar a los machos. En la segunda parte, sangra menos, sus genitales están más inflamados, y la hembra estará más predispuesta a reproducirse ante la presencia de los machos.

Celo en perro Macho

Los perros macho desde que alcanzan la madurez sexual (sobre los 6 u 8 meses de edad) responden al celo de las hembras. Esto significa que los perros macho no padecen el celo por así decirlo. El caso es que una vez ya pueden reproducirse, ellos responden al celo de las hembras.

Esto se debe a que las hembras durante el celo producen feromonas que atraen a los machos. ¿Entonces notaré el celo en mi perro macho? Sí, porque provoca un cambio en el comportamiento del macho.

Durante el celo de las hembras, los machos pueden llegar a sentir estrés por la ansiedad que les genera su instinto.

Para evitar los efectos adversos de los perros macho durante el celo, muchos dueños deciden castrarlos. Pero eso no significa que, con ayuda de un profesional veterinario, y con información de calidad no puedas pasar el celo sin mayores complicaciones.

Es importante ser comprensivo con el perro, es un proceso biológico y responden a los instintos. Por eso mismo, muchas personas deciden castrar a las hembras cuando no quieren descendencia.

Nuestras recomendaciones

Si tu perro no está castrado, es más que recomendable que pasees a tu perro con correa, y que evites en la medida de los posible el contacto con perros macho.

Si quieres saber más, recuerda que ofrecemos planes personalizados para perros que te otorgará un descuento. De todos modos, puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestra página web. Y recuerda que estamos en la Calle del Escorial, 8 en Guadarrama (Madrid).

La mejor alimentación para gatos, según su edad

Los gatos son animales carnívoros

En 2021 se estimó que hay un total de 113.991 gatos registrados en Madrid capital. No cabe duda de que se trata de una de las mascotas preferidas de los madrileños, que casualmente reciben el apelativo de “gatos”.

Hoy tratamos de primera mano la importancia y los detalles que hay que revisar a la hora de comprar comida para nuestros amigos felinos.

Es necesario recordar que en origen los gatos eran animales carnívoros, que se alimentaban principalmente de lo que conseguían cazar. Hoy en día, este proceso de caza se ha suprimido y se ha cambiado por el comedero y el bebedero.

Debido a su origen carnívoro, los gatos hoy en día siguen manteniendo una predominancia carnívora, así como el instinto de caza.
La alimentación de los gatos debe cambiar a medida que van creciendo, ya que su organismo requiere de unas propiedades u otras que permiten un correcto desarrollo del animal para crecer con salud.

Actualmente, las marcas más conocidas a la hora de vender alimentos para gatos concentran una gran cantidad de proteína animal, debido a que el aparato digestivo de los gatos está adaptado a una dieta carnívora y necesitan proteínas para reparar los huesos, tejidos como los músculos, la piel y los órganos.

También juega un papel determinante en el mantenimiento del sistema inmunológico.

Propiedades que debe tener el alimento para gatos

Principalmente proteínas de origen animal ya sea carne o pescado. En un rango del 26% al 40%.

Esto se debe a que las proteínas no se acumulan como las grasas en el cuerpo para su posterior aprovechamiento. Por eso, es importante que las ingieran cada día para mantener el organismo sano.

Un buen alimento para felinos debe tener un porcentaje de grasas entre el 15% y el 20%. Normalmente debería tener más proporción de Omega 6 que de Omega 3.

En el caso de que el gato tenga problemas de estreñimiento es recomendable que el alimento tenga algo de fibra presente. Si el gato no tiene este problema, es mejor evitar la fibra porque puede provocar que no se nutra correctamente.

El alimento debe contar con minerales esenciales como el calcio, fósforo y el magnesio.

 

Alimentación según edad

Cachorro: de 0 a 6 meses.

Desde el momento en el que nace hasta las primeras 8 o 10 semanas de vida es importante que el gato se alimente de la leche materna. Este alimento cuenta con todas las propiedades que el minino va a necesitar para crecer sano y fuerte. También existe la opción de alimentarlo con biberón si por alguna razón no puede ser alimentado por la madre.

Sobre la 4ª semana se le puede dar un alimento húmedo.

A las 6 semanas más o menos, le empiezan a crecer los dientes, por lo que es el momento ideal para empezar a darle algo de comida sólida (mejor si se humedece para que sea más fácil ingerirla) junto a la alimentación regular de la madre.

Así hasta la décima semana, cuando se ha de producir el destete y ya debe alimentarse de comida sólida.

 

A partir de los 2 meses

Se recomienda un pienso especial para gatos de esta edad con alto contenido en proteínas y antioxidantes. El tamaño del grano debe ser pequeño debido a que los dientes aún no se encuentran bien desarrollados.

Gatos Jóvenes (de 6 meses a los 3 años):

Los gatos jóvenes pueden tener una alimentación variada, pero debe tener en cuenta que la comida principal es el pienso adecuado a su edad.

Cabe señalar que elegir la mejor comida para los gatos debe tener en cuenta si ha tenido algún tipo de enfermedad, dónde pasa la mayor parte del tiempo y demás.

Cuando se trata de gatos domésticos deberían alimentarse de comida especial que reduzca las bolas de pelo y que mantenga unos niveles de calorías bajos ya que no hará tanto ejercicio en casa. De este modo, se controla el peso.

Es importante recudir la cantidad de grasas que ingiere debido a que pueden tener complicaciones renales.

Adultos (de 3 a 6 años):

En este punto es posible que el gato haya sido esterilizado, por lo que es importante que la comida tenga en cuenta las necesidades del animal.

Mayores (de 11 a 14 años):

A estas edades es importante que un veterinario o un especialista le realice un análisis para comprobar las necesidades del gato, ya que debería seguir una dieta especial.

Consideraciones a tener en cuenta

Los gatos son animales de costumbres fijas. Cuanto antes se le enseñe cómo quieres alimentarlo, antes lo asumirá. Hay que tener en cuenta que los gatos pueden dejar de comer sencillamente porque noten un cambio en la comida regular, ya sea por el olor o las texturas. Son muy exquisitos, y es probable que, si cambias de alimentos, no quiera comerlos.

Si esto último se repite varias veces, es mejor llevarlo a una revisión, no vaya a ser que sea por un tema de salud.

Por otro lado, si tu gato ha aumentado mucho su volumen corporal, puede que padezca de obesidad, algo muy común en gatos domésticos.

Por eso mismo, es necesario revisar la alimentación que está recibiendo, ya que puede provocar graves problemas de salud para el animal y puede afectar drásticamente a su comportamiento adoptando una vida más sedentaria. Es importante que la pérdida de peso se haga lentamente para proteger la salud del gato.

Si crees que tu amigo felino tiene algún tipo de problema con la alimentación, o tienes dudas, puedes contactar con nosotros a través del siguiente formulario de contacto.

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!
Configuración de cookies

Cuando usted visita cualquier sitio web, puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Controle sus servicios de cookies personales aquí.

Estas cookies son necesarias para que el sitio web funcione.

Para usar este sitio web utilizamos las siguientes cookies técnicamente requeridas.
  • wordpress_gdpr_allowed_services
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios